Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2012

¿Tu chico suspende en sexo?

Hace un tiempo, el jefe de redacción de la revista Mujer 21, dirigida a veinteañeras, me pidió que escribiera un artículo que respondiera al título TU CHICO SUSPENDE EN SEXO. Este fue el resultado.

Las mujeres también echan sus canitas al aire

¿Por qué son infieles las mujeres? ¿Ya no aman a sus maridos? ¿Pueden separar amor y sexo? ¿Qué consecuencias tiene la infidelidad? ¿Hay que confesar el engaño? Con motivo de la publicación en Amazon de Chicas malas. Cuando las infieles son ellas(edición electrónica), rescato este artículo que escribí para la revista Sexologies.

CHICAS MALAS en Amazon

Ya se encuentra disponible la edición digital de CHICAS MALAS. CUANDO LAS INFIELES SON ELLAS en el portal de Amazon, al precio de 1, 94 euros.

En España, puedes clickar en el enlace que ves debajo de la imagen para conseguirlo:

http://www.amazon.es/Chicas-malas-Cuando-infieles-ebook/dp/B009TSXF7O/

Si vives en México, lo encuentras aquí:

http://www.amazon.com.mx/Chicas-malas-Cuando-infieles-ellas-ebook/dp/B009TSXF7O/

Y en la tienda de Amazon.com:

http://www.amazon.com/Chicas-malas-Cuando-infieles-Spanish-ebook/dp/B009TSXF7O

Recuerda que también puedes encargar la versión impresa en tu librería habitual. Está publicado por la editorial Urano. ¡Que lo disfrutes!


Sexo en el agua, las fantasías más frescas

Ya sea porque las costas de nuestro país nos inspiran, porque el clima acompaña o porque somos muy aseadas, el agua es uno de los elementos más frecuentes en las fantasías sexuales de las mujeres.

La respiración sexual

Pone el freno, borra distracciones, extiende la energía sexual a todo el cuerpo, amplía el umbral del placer. ¿Se puede pedir más? Todo ello con utilizar tu respiración correctamente. Sólo tienes que ejercitarte.

Sentirse deseada

Recién oído en el mercadillo:

"El marido de mi vecina el chumino no me lo ha visto, pero el color de la braga sí sabe cómo es".
¿Ves, cariño, qué bien hicimos en comprarnos la secadora?

Lo he escrito esta mañana en el muro de facebook.
Si de algo puede presumir una es de salir siempre de casa con la caña dispuesta a pescar retales de realidad.
Después del delicioso ejercicio de echarse unas risas en la red social, me he dedicado a la cocina, porque el reloj así lo ordenaba. Y allí, como en la ducha, siempre se me dispara la imaginación (lugares muy bien indicados, ambos, para inspirarse y sufrir accidentes domésticos). Me he puesto a pensar en la autora de la frase, casi tan entrada en años de matrimonio como en los de la vida. La imaginé recién llegada de la peluquería, con el corte de pelo y el tinte retocados. Apenas un ligero cambio, y aun así, esperaba que el marido se detuviera a mirarla. 
¡Qué demonios! También ella se olvidó de mirarlo antes de que los hijos los dejar…

Nadie es adivino

En el sexo, nadie es adivino«LILA:  Utiliza el lienzo entero. Empieza por arriba y ve hacia abajo. Trazos suaves, ligeros. ¡Perfecto! ¡Impresionante!
Ahora prueba con trazos más largos. ¡Perfecto! (casi en un desmayo). ¡Oh, Dios, oh, oh!
DEXTER:  Sabes lo que quieres, ¿verdad?
LILA:  ¿Te ha molestado? A muchos les molesta.
DEXTER:  No. Los manuales de instrucciones me parecen muy útiles.
LILA:  Bien. Tu turno. ¿Qué es lo que quieres?»
La escena pertenece a un episodio de la serie Dexter.
Llama la atención la seguridad con que Lila guía al chico, sin dejar de ser sensual y el modo en que él se deja guiar.
Me gustaría entender por qué es tan difícil para la mujeres pedir lo que desean y para muchos hombres, como dice Lila, aceptar algunas instrucciones sin sentirse heridos o inseguros.
Claro que es imposible guiar al otro si ni siquiera tú conoces el territorio. Por ello, el primer paso es explorarse y conocerse. Y el segundo, aprender a pedírselo al otro, en lugar de esperar a que se convierta e…

Potencia tu inteligencia sexual

Este es un libro para todos aquellos que deseen conocer mejor su sexualidad, para quienes quieran explorar sus propios deseos y auténticas necesidades, para aquellos que se propongan deshacerse de prejuicios y falsos mitos, de conductas estereotipadas e ideas preconcebidas, de patrones masculinos o femeninos, de miedos y obsesiones que aprisionan nuestra mente y nuestro cuerpo.
Este es un libro para todas aquellas personas a quienes no les basta con practicar sexo, sino que desean tener una vida sexual plena, libre y feliz. ¿De qué otro modo se puede entender la inteligencia sexual?
Conocerse a uno mismo implica emprender una larga travesía, que quizás no acabe nunca —¡qué bien!—, porque el ser humano cambia según las circunstancias vitales en las que se halla, como también cambia su sexualidad.
Vivimos bajo una continua avalancha de informaciones sobre sexo que no siempre son fiables. La persona sexualmente inteligente se quita de encima la pereza, indaga para saber más de la sexual…